Tras ganar el Óscar por La Teoría del Todo, James Marsh vuelve con otro biopic, aunque esta vez muy diferente. Basado en una desgarradora historia real, la trama gira en torno a Donald Crowhurst (Colin Firth), quien tiene como objetivo ganar la Sunday Times Golden Globe Race, una carrera que consiste en dar la vuelta al mundo en velero. Un reto que no será fácil para él, aunque tampoco para su mujer (Rachel Weisz) e hijos, cuyo futuro depende de esa carrera.

Sin caer en la fórmula del biopic -ni en la de ‘náufrago’- Marsh convierte la película en una montaña rusa de emociones que culminan con un Colin Firth solo ante el peligro de la gran inmensidad del mar. Aún con ese aspecto, Rachel Weisz no se queda atrás y consigue representar a la perfección la otra parte de la aventura de su marido en la ficción, con una fuerza y templanza que hacen que brille sobre una trama por la que podría haberse quedado como una secundaria más.

Una brillante fotografía convierte la experiencia velera del protagonista en una belleza extraña que encantará al espectador. A su vez, la trama viene con un ritmo lento, aunque con un planteamiento muy entretenido: No todo se centra en Colin Firth, dándole importancia a la otra cara de la moneda, el drama de la familia sin su padre.

En definitiva, Un océano entre nosotros es una película sobre esperanza, sueños, libertad y, sobretodo amor, en cualquiera de sus formas. Con un independiente Colin Firth que parece equilibrarse con su pareja en la cinta en todo momento, aún sin compartir planos.

Director: James Marsh.

Reparto: Colin Firth, Rachel Weisz, Rodney Hallworth, Ronald Hall.

Duración: 112 minutos.

Fecha de estreno: 7 de septiembre.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here