BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes
El pasado 4 de abril tuvo un estreno simultáneo en sala de cine y en internet el documental español BARATOmetrajes 2.0 en el que, con el hashtag #unmundosincine, nos introducen en un segundo en el lugar que podríamos habitar si seguimos este camino. Porque, por culpa de la crisis que asola de un tiempo a esta parte a este país, la cultura ha sufrido un descenso en tanto en cuanto a la inversión que obtenía, tanto por parte del Estado como por inversiones privadas. En definitiva, que en este país no se invierte en cultura, pero eso es algo que ya sabíamos, y por eso Daniel San Román y Hugo Serra, junto con la guionista Rosa Cabrera nos dan una serie de pautas para aquellos locos que quieran autoproducir sus películas y no morir embargado en el intento.
Porque si algo nos ha demostrado la historia, es que la cultura no entiende de dinero. Es cierto que a todos nos gustaría tener el presupuesto de un blockbuster americano para desarrollar nuestra película, pero eso no quiere decir que no nos podamos amoldar a un presupuesto inferior (casi inexistente en algunos casos) puesto que, a día de hoy, el acto de grabar no sale tan caro como en el siglo XX. Sobre todo por un hecho, la digitalización de la cámara de video: Hoy día, cualquiera puede grabar una película con su cámara de fotos, o incluso con la del móvil. Ya no tenemos que invertir dinero en cinta de película, ese producto inflamable y caro a partes iguales, y esa parte del presupuesto puede ir destinado a otro ámbito, como por ejemplo, el de la publicidad.
BARATOmetrajes 2.0: El futuro del cine hecho en España.

Hace poco, Bill Gates dio una entrevista en la que le preguntaron que, si ahora mismo perdiese toda su fortuna y le diesen 10 dólares, cómo intentaría llegar a lo alto. La respuesta fue brutal, invertir un dólar en el producto y nueve en publicidad. La publicidad es aquello que hace que tu producto sea conocido, para luego poder ser comprado.  Sin publicidad, tu producto no llega al espectador porque desconoce su existencia, y a día de hoy, tenemos un aliado en cada casa mediante el que podemos publicitarnos: las redes sociales. Como bien nos cuenta en el documental Alfonso Sánchez, creador de la divertidísima comedia low-cost “El mundo es nuestro”, las redes sociales son un paso adelante para promocionar y divulgar tu arte. “El mismo Paco León estuvo 48 horas seguidas en twitter promocionando Carmina o Revienta…y le salió bien” relata el director, actor y guionista que en este momento prepara secuela titulada “El mundo es suyo”. Gracias a, en parte crowdfunding (fenómeno nacido a raíz de internet, en el que cualquier persona puede aportar dinero para ayudar a producir un proyecto) han podido realizar esta película, y además han conseguido abarrotar salas mediante una técnica de promoción llamada “Los lunes al cine” (en mis carnes viví esta experiencia, cuando en 2012 nadie iba al cine y en las salas que emitían “El mundo es nuestro” no cabía ni un alfiler), consistente en abaratar el precio de la entrada hasta los 2 euros.
Opciones hay, como demuestra este documental. La gente tiene ganas de cine, de consumirlo legalmente si el precio no es desorbitado (plataformas como wuaki o filmin nos dan la razón). Así, entre todos haremos que el cine siga existiendo, y que #unmundosincine sea una invención de la imaginación, nunca algo tangible.
Trailer:
El primer top manta legal:

By Francisco M. Pérez.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here