BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes

Antes de que el cine llegara a nuestras vidas de la mano de los hermanos Lumière, una bailarina americana llamada Loïe Fuller asombró a todo París con sus movimientos sobre el escenario. Es la historia que se cuenta en «La bailarina», un film que llega a nuestras pantallas el 4 de noviembre.

Nacida en la zona central de Estados Unidos (Illinois) y rodeada por cowboys y pistoleros, Loïe Fuller decide tras quedar huérfana de padre que su futuro está lejos de América. Por ello decide poner un océano de por medio y se muda a Francia, donde su madre reside. Su meta es convertirse en actriz pero es rechazada una y otra vez por los directores de las obras de teatro a las que acude por su edad. Veinticinco años no era una buena edad para empezar, puesto que llegaba siete años tarde.

la bailarina vertigo films

Pero con su insistencia logra hacerse un hueco en nada más y nada menos que el teatro parisino Folies Bergère , conocido cabaret de la época, en sus años de máximo esplendor. Allí participaba con su espectáculo en el cual se vestía con túnicas largas y, acompañada de unos palos de madera en sus manos, iba gestionando sus movimientos junto con un juego de luces. El público que asistía quedaba estupefacto debido a las formas que Loïe representaba en escena, con unos movimientos que recordaban a flores, con sus pétalos cayendo y alzándose de nuevo, como si la flor estuviese respirando. Esta belleza no pasó desapercibida por lo que poco después, la Ópera de París se prestó para que expusiera su espectáculo allí. Ahí empezó su decadencia.

Mientras todo el mundo admiraba su trabajo, su cabeza seguía dando vueltas, obteniendo nuevas ideas para sus representaciones. Su cabeza iba mucho más rápido que su cuerpo, que empezaba a dar problemas debido al peso del traje y de sus barras, y sobre todo a que las luces que utilizaba estaban dañando seriamente sus retinas. Así, decide dar la oportunidad a una joven americana llamada Isadora Duncan, aprendiz suya y que a la postre se convertiría en su principal adversaria.

Se trata de una buena película aunque le sobran quince minutos de metraje. La fotografía es muy detallada y el espectáculo de la joven Loïe Fuller queda muy bien realizado, con unos movimientos preciosos y precisos (buen trabajo el de la cantante reconvertida en actriz SoKo).

Título original: La danseuse (2016).

Dirección: Stéphanie Di Giusto.

Guion: Stéphanie Di Giusto, Giovanni Lista, Sarah Thibau y Thomas Bidegain.

Reparto: SoKo, Gaspard Ulliel, Mélanie Thierry, Lily-Rose Depp, François Damiens, Amanda Plummer, Charlie Morgan, etc.

no hay problema para perros

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here