BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes

Sin duda alguna Madrid es el ágora del teatro. Infinitas son las oportunidades que alberga la capital. Los teatros principales de la ciudad y el off alimentan el sector de las artes escénicas con una cantidad inimaginable de obras, unas buenas y otras no tan buenas. Hacerse un hueco en las tablas es relativamente fácil por el gran abanico de espacios que se ofrecen. Ahora bien, las mejores obras no siempre están en los mejores teatros. Salas reducidas de hasta 30 personas pueden llevarte a sentir emociones inimaginables.  Aquí dejo mi top 5 de las mejores obras (que yo recuerde) que he visto en estos últimos 3 años, a pesar de que me faltaron muchas  y muy buenas por ver. ¡Que viva el teatro!

1. Un trozo invisible de este mundo

Como bien dice el título, quizá esta obra sea invisible para muchos. Es lo mejor que he visto en mucho tiempo sobre las tablas. Una obra humana que llega a lo más hondo del espectador y de uno mismo. Te hace pensar, hacerte preguntas y desenmascara la naturaleza que tenemos como individuos y la realidad social que nos rodea. La considero obligatoria para todas las personas, te guste o no el teatro. Escrita y dirigida por Juan Diego Botto (que está soberbio junto a Astrid Jones) y dirigida por Sergio Peris-Mencheta, eclipsó en los Premios Max 2014. La obra gira en torno a varias historias, crudas y duras, como la historia de Samba Martine, una mujer congoleña que murió de manera inexplicable a los 34 años en el hospital Doce de Octubre de Madrid, después de ser trasladada desde el Centro de Internamiento para Extranjeros de Aluche. Llevaba semanas quejándose de los dolores sin que nadie le hiciera caso. Junto a ésta, Juan Diego Botto se abre desde los personajes que interpreta para mostrarnos de cierta forma su propia historia. Una obra de diez, de principio a fin.

Un trozo invisible de este mundo

2. Petra

Aquí es cuando recuerdo y digo: «qué maravillosa era La casa de la portera«, una de las salas más entrañables del off madrileño que ahora ha quedado oscura tras la puerta del portal, en la calle Abades 24. Para aquellos que no tuvieron la suerte de conocer este espacio, se trataba de una casa que formaba parte del núcleo de las obras que se llevaban a cabo. Dos salas rodeando las paredes con sillas formaban este teatro de casa, donde tú te sentías un entrometido en la vida privada de esa gente, aquella que se dejaba el alma bajo el techo de esa peculiar casa (porque peculiar era un rato). Y ahí, entre esos espejos ornamentados y cuadros costumbristas un poco extraños, hay que mencionar Petra. Inspirada en Las amargas lágrimas de Petra von Kant de Rainer Werner Fassbinder, la obra gira en torno al amor entre dos mujeres. Un amor egoísta y a la vez entregado, donde la pasión marca el destino de los personajes dominados por su ego y su necesidad de pertenencia con el otro. El espacio, la dirección y la majestuosa interpretación de Esther Acebo (un papel agotador que mantiene hasta el final) hace que esta obra esté entre mis favoritas. Espero volver a ver sus lágrimas llenando teatros de nuevo.

petra

3. Historias de Usera

Ganadora de los últimos Premios Godoff a mejor obra junto a La Tempestad, Historias de Usera se coloca en mi ‘Top 5’. Dirigida por Fernando Sánchez-Cabezudo y protagonizada por Inma Cuevas y José Troncoso, esta obra se desarrolla a través de historias reales del propio barrio contadas desde una perspectiva muy realista; los vecinos. Gente del propio barrio se sumerge bajo los focos del escenario para plasmar y contar historias que te hacen viajar por un cúmulo de sensaciones. Desde la risa a la nostalgia, pasando por la empatía hacia los personajes. Historias de Usera aproxima al espectador de tal manera que consigue que formes parte de la propia historia. La dirección, el texto o la escenografía son elementos pulidos con tal firmeza que consiguen llegar a la esencia de lo que uno busca cuando va al teatro. Se convierte en un paseo de la vida misma.

Historias de Usera

4. Incendios

Esta es otra de esas obras que te marcan, donde las historias de los personajes te las llevas contigo una vez acaba la función. Incendios, de Wajdi Mouawad, bajo la dirección de Mario Gas, es una tragedia contemporánea donde los personajes luchan contra el destino pero con un pasado que les condiciona. La obra cuenta tres historias unidas por lazos familiares. Por un lado la de Nawal, desde que se enamora del joven Wahab y se queda embarazada, hasta su muerte; la de su primer hijo, del que la separan nada más nacer y a quien busca durante toda la vida, y una búsqueda llevada a cabo por sus hijos gemelos para llegar a la verdad de su pasado, a la verdad de Nawal, que representa a la mujer de un país en guerra dibujando también el marco de todo un país. Son tres horas de puro teatro donde el realismo y los instintos más humanos brotan bajo los focos, creando así un vínculo con la búsqueda y respuestas que nos lleva a un destino ya escrito.

incendios

5. Burundanga

Y ahora es cuando uno se pregunta, ¿Burundanga? Y yo digo: ¡Sí, Burundanga! Después de un top 5 dominado por los mejores dramones que he visto (aunque me faltan más por mencionar), quiero meter en la clasificación una buena comedia. Hacer reír no es nada fácil, aunque yo me río con bastante facilidad, pero quien pase por Madrid no ha de perderse esta comedia que sigue triunfando en el Teatro Lara. Burundanga, dirigida por Jordi Galcerán e interpretada por un elenco que se entrega hasta el final, es una comedia irónica y arriesgada donde las acciones de los personajes se entrelazan de tal manera que no pararás de reír. Es imposible no reír con el personaje de Silvia, interpretado por Mar Abascal (al menos cuando la vi). Los personajes ofrecen todo tipo de emociones y estrategias para mantenerte en vilo toda la obra. El formato de ‘sitcom’ que tiene la obra ofrece el dinamismo necesario para que no caiga en ningún momento. Quien quiera reír, Burundanga es una buena opción.

burundanga

Y se me quedan muchas en el tintero; Pedro y el capitán, La Piedra Oscura, Ivan Off, Cerda, Incrementum, etc. Cientos de obras donde ves la versatilidad que ofrece el teatro y lo importante que es como herramienta educativa y social. Como bien dijo Peter Brook: «¿Sabe por qué triunfa el teatro, por qué ha vuelto la gente al teatro? Porque el teatro no trata de nada en concreto. Trata de la vida. Es la vida«. Hasta entonces, seguiré sentándome en el patio de butacas y por aquí os lo contaré.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here