Ya lo decía Virginia Woolf: hay que tener dinero y una habitación propia.

Para empezar de nuevo y para saber lo que somos hay que averiguar de dónde venimos y quizá tengamos que deshacer la casa para empezar a comprenderlo.

Esta es precisamente la premisa que plantea Hay que deshacer la casa, que se sube a las tablas del Teatro Lara de Madrid. Nos cuenta la historia de dos hermanas, aparentemente muy distintas y con roles bien diferentes en la sociedad, sin embargo conforme avance la obra, el espectador podrá ir dándose cuenta de que no distan tanto la una de la otra, quizá porque han recibido la misma educación.

Y ahí se basa todo en la educación, en la educación que recibían las mujeres hace unos cuantos años. No tantos, por desgracia.

Ambas hermanas, Ana y Laura, intentarán huir de una sociedad que las aprisiona, las oprime y las trata como mujeres objeto no-pensantes. Cada una a su manera. Este es el trasfondo, pero ¿qué cuenta Hay que deshacer la casa? Es una historia familiar que reúne a dos hermanas que hace mucho tiempo que no se ven. El motivo es la muerte de la madre de ambas y la repartición de herencia. Con esta situación, ambas realizarán una vuelta al pasado, a su infancia y su adolescencia y, en definitiva, harán un repaso de lo que ha sido su vida hasta el momento, no quedando muy satisfechas con el balance. Este repaso que ambas hacen no es más que el reflejo de la situación de la mujer a lo largo de unos determinados años y la exposición sobre el teatro de la sociedad tan machista en la que se ha vivido y se sigue viviendo.

Hay que deshacer la casa

Las interpretaciones van mejorando mucho conforme avanza la obra, no es un texto sencillo, cargado de fuerza, de monólogos y de reflexiones, las dos actrices tienen que levantar una obra nada fácil y bastante larga, con casi dos horas de duración.

A veces queremos renegar de nuestras raíces y nos resulta muy complicado huir de ellas. No podemos pasarnos la vida haciendo eso, hay que enfrentarse a uno mismo para intentar estar en calma.

Hay que deshacer la casa es una obra muy introspectiva que recomiendo a los amantes de las buenas historias que nacen de una situación, vamos a decir habitual, como es el reparto de una herencia tras la muerte de uno de los progenitores.

¿Te atreves a deshacer tu propia casa?

Horario y lugar: Teatro Lara, los martes del 6 de junio al 18 de julio a las 22:15h.

Dirección: Pape Pérez.

Autoría: Sebastián Junyent.

Reparto: Charo Gabella e Imán Velasco.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here