BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes

Premio honorífico

Estamos en plena celebración del Festival de Cine de San Sebastián, y Ricardo Darín ha sido galardonado con el premio honorífico Donostia por su trayectoria. No es la primera vez que el actor recoge un galardón en este festival. Ya en el 2015 recogió la Concha de Plata a Mejor Actor por Truman (también recibió el Goya por el mismo motivo). Y en el 2012 formó parte del jurado oficial.

En el marco del Festival ha presentado la película La Cordillera, en la que interpreta al presidente de Argentina y en la que comparte protagonismo con Elena Anaya y Dolores Fonzi.

ricardo darin

Toda una vida

Ricardo Darín nació en Buenos Aires en 1957. Comenzó su andadura en el mundo de la televisión y entre los años 80 y 90 alcanzó su mayor popularidad en esta industria. Lejos de encasillarse, interpretó papeles tanto dramáticos como cómicos. Mientras continuaba con sus trabajos para la televisión no dejó de hacer teatro (donde había debutado con tan solo 10 años). En la década de los 90 comienza su debut en el cine. Hizo varios papeles secundarios antes de que le llegara el reconocimiento de crítica y público con su papel en Nueve reinas.

A partir de entonces su éxito sería imparable. Comenzó a realizar papeles en películas que le darían el reconocimiento internacional. En 2001 protagonizó El hijo de la novia, nominada a mejor película de habla no inglesa en los Óscar. En el 2005 gracias a El aura consiguió los premios Cóndor de Plata y Clarín a mejor actor. Y en el 2009 protagonizó El secreto de sus ojos, filme que consiguió el Óscar a mejor película de habla no inglesa. En el 2014 protagonizó Relatos salvajes, la película argentina más taquillera hasta el momento. Y en 2015 protagonizó junto a Javier Cámara la película Truman del director catalán Cesc Gay. Gracias a ella consiguió la Concha de Plata y el Goya a mejor actor.

Por qué nos gusta tanto

En la rueda de prensa que se ha celebrado en el Festival de San Sebastián, ha manifestado que «la zona de confort puede ser mala consejera». Quizá haya sido precisamente esto lo que le ha dado el éxito al actor. El no conformarse, el no dejar de experimentar y enfrentarse a nuevos retos para no encasillarse.

Y lo que tenemos claro a estas alturas de su trayectoria es la calidad de su trabajo y sus interpretaciones. Además del carisma y magnetismo que desprende, su amabilidad y su mirada tan características nos tienen totalmente atrapados. ¡Y le deseamos muchos más éxitos!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here