Dayo, Héroes de Papel y David Cage

Si sois aficionados a los videojuegos quizá os suene el nombre de David Cage. Se trata de un controvertido creador de videojuegos, un autor que ha realizado, junto a su estudio Quantic Dream, cuatro destacados videojuegos: Omikron: The nomad Soul, Fahrenheit, Heavy Rain y Beyond: Two Souls (y actualmente trabaja en Detroit: Become Human). Los juegos de Quantic Dream y David Cage se caracterizan por explorar de una manera muy cinematográfica el medio del videojuego, apostando por la narración, la historia y las decisiones del jugador como su principal baza. A esto lo llaman aventuras interactivas, o juegos cinematográficos, o cosas por el estilo, pero en su esencia se trata de acercamientos desde el videojuego a la experiencia que ofrecen los libros de “elige tu propia aventura”.

Imagen promocional de Detroit Become Human, de Quantic Dream y David Cage
El nuevo juego de Quantic Dream y David Cage para Playstation 4: Detroit: Become Human

Si, además de ser fan de los videojuegos, le dedicas tiempo a ver Youtube, puede que te suene el nombre de Dayoscript, Dayo para los amigos y José Altozano para sus padres. Dayo es un Youtuber atípico. Bueno, realmente es un periodista atípico. José Altozano ha estudiado Cine y Periodismo y tradicionalmente se ha dedicado a la prensa escrita del videojuego. Sin embargo, su enfoque y su forma de mirar y analizar videojuegos, le ha llevado a destacar, reivindicando una nueva forma de tratar al medio desde una prensa más crítica y menos superficial. En su canal de Youtube, Dayo da rienda suelta a su capacidad para analizar videojuegos, hablándonos de tú a tú y prestando atención a detalles en los que pocos se fijan y observándolos bajo prismas poco habituales. Sus videos, pertenecientes al formato del video ensayo, son muy recomendables si te gustan los videojuegos, el cine o el anime y quieres aprender cosas nuevas.

Y si os gustan los videojuegos y os gusta la lectura, probablemente os suene el nombre Héroes de Papel, una editorial que publica libros en castellano sobre videojuegos, aunque también han abordado otros temas como el cine del Studio Ghibli. Se trata de excelentes libros con autores a la altura, textos de calidad y unas ediciones muy bien acabadas que da gusto poner en tu estantería. Han publicado libros como Portal o la Ciencia del Videojuego, de Eva Cid, Cine y Videojuegos, de José María Villalobos, o El viaje de Chihiro, de Marta García Villar, y La Princesa Mononoke, de Laura Montero Plata.

Por último y finalmente, si te gustan los videojuegos y conoces a David Cage, tengo un libro que recomendarte. Si ves Youtube y sigues a Dayoscript, tengo una lectura que te encantará. Y si te gustaría leer libros interesantes sobre videojuegos, Héroes de Papel te trae la solución. Por si no era evidente, nos referimos al libro El videojuego a través de David Cage de José Altozano “Dayo”.

Dayo viene a bajar de las nubes a David Cage

El libro comienza con un prólogo de Alejandro Pascual, periodista en 3DJuegos, que nos introduce en el mundo de David Cage, de sus juegos y sus anhelos como autor. A continuación, Dayo se pone a los mandos de la nave para ahondar en la cuestión. ¿Qué pretende lograr David Cage con sus obras? ¿Cuáles son las limitaciones del videojuego a nivel narrativo? ¿Puede el videojuego aprender algo del cine? En definitiva, la figura y obra de David Cage sirven a Dayo como una excusa perfecta para reflexionar acerca de la esencia del videojuego, del arte de la narración y del arte en general.

A lo largo de las páginas de El videojuego a través David Cage, Dayo nos habla de los videojuegos como complejos sistemas de normas y objetivos, así como de la relación jugador-autor y las diferencias con la relación espectador-director en el caso del cine o la de lector-escritor en el caso de la literatura. El papel del jugador como coautor de la obra final junto a los desarrolladores de esta es un punto importante en el enfoque que el señor Altozano da a su discurso: las motivaciones y el marco de posibilidades del jugador dentro del juego y dentro de su historia. La importancia del control y mecánicas en el proceso de identificación con el protagonista de un juego es también un tema clave, así como el peso de las decisiones del jugador en el desarrollo de una narración interactiva.

Para ilustrar estas profundas reflexiones, Dayo utiliza los juegos de Quantic Dream para analizar la obra de David Cage y evaluar sus logros y derrotas. Sin embargo, no se limita solo a estos juegos, sino que recurre a numerosos títulos, no solo videojuegos, para ejemplificar sus ideas, compararlas entre sí y justificar sus argumentos, al igual que incluye reiteradas citas a otros interesantes libros y artículos sobre videojuegos.

David cage dirigiendo la captura de movimientos de Ellen Page y Willem Dafoe en Beyond: Two Souls
David Cage en la captura de movimientos de Beyond: Two Souls con Ellen Page y Willem Dafoe.

Es importante tener en cuenta la importancia que da Dayo a la consistencia de la historia y la narrativa de los videojuegos y su mirada eminente e inevitablemente cinematográfica. Se trata de una característica propia del estilo analítico de Dayo, más que justificada en esta ocasión al ser David Cage y sus “experiencias cinematográficas interactivas” el objeto del libro en cuestión. Su estilo como youtuber también lo encontramos en su texto, con numerosas bromas del humor más básico y tonto posible que se intercalan con interesantísimas reflexiones rigurosas y críticas. Todo esto redactado e hilado con un tono muy ameno y didáctico que se agradece enormemente.

El videojuego a través de David Cage da una visión especialmente crítica de la mente pensante detrás de Quantic Dream. Señalando de manera pormenorizada sus numerosos errores y sus oportunidades perdidas, pero aplaudiendo y sacando a relucir sus ocasionales aciertos. Se trata de una oda a la experimentación como método para elevar el medio, pero también de un toque de atención para autores como David Cage, que no deberían dormirse en los laureles y tendrían que aprender a observar los avances que se producen a su alrededor, en un medio tan apasionante y con tanto potencial como lo es el videojuego.

Deja un comentario