Desde los teatros de New York hasta una galaxia muy muy lejana…

Nacido en Guatemala, Óscar Isaac Hernández Estrada, mejor conocido como Oscar Isaac, se ha convertido sin duda alguna en uno de los actores más recurrentes tanto en la pequeña y la gran pantalla en estos últimos años. Justo hace una semana, el 9 de marzo, Isaac se acercaba a la cuarentena al cumplir 39 años. Hay quien considera que es una edad “algo tardía” a la que el actor de doble nacionalidad guatemalteca y estadounidense ha alcanzado su merecido prestigio, pero qué diablos, ¡nunca se es demasiado viejo para seguir actuando en Hollywood! Que se lo digan a Morgan Freeman, Richard Gere, Al Pacino, Anthony Hopkins

De padre cubano y madre guatemalteca, y con una abuela francesa, Oscar Isaac se trasladó con su familia de pequeño a la ciudad de Miami, Florida, donde estudió y creció. Es un gran aficionado de la música, y en la capital floridana ya cantaba y tocaba la guitarra en un grupo formado con amigos llamado “The Blinking Underdogs”. A pesar de ello, él siempre bromea sobre su voz diciendo que canta “terriblemente mal” y que precisamente por eso dejó el camino de la música.

Un aspecto importante que define a este hombre es que se crió en el seno de una familia muy cristiana, cercana al fanatismo religioso. Se tomaban muy en serio las posesiones demoníacas. A día de hoy, sigue siendo muy cristiano pero nunca ha tenido la intención de predicar abiertamente “la palabra de Dios” o de conceder entrevistas donde se dedicase a soltar frases y sermones cristianos para llamar la atención. En ese aspecto, mi tocayo es muy reservado.

Se mudó a New York, su actual lugar de residencia, y estudió y se graduó en la prestigiosa Escuela Juilliard en la carrera de teatro e interpretación. Su carisma, su buen porte, su elegancia y su talento no pasaron muy apercibidos en sus primeros años de trayectoria profesional. Si bien es cierto que no tenía del todo desarrollados todos estos aspectos, el intérprete nunca se ha rendido y es un claro ejemplo de que se debe luchar y aprovechar cualquier oportunidad para poder conseguir los objetivos que uno se propone. También ha supuesto una buena lección para romper clichés y animar a los actores y actrices de Sudamérica a luchar por unos buenos papeles en la industria cinematográfica. «Los latinos en Hollywood sólo pueden representar a villanos y/o narcotraficantes«, afirmaba en una entrevista hace un par de años. Y bien que ha conseguido tirar abajo esa barrera.

la promesa

Así pues, el camino hacia la fama no ha sido nada fácil para Isaac. Fácil es un término que no existe en su vocabulario. El primer papel de relevancia le llegó en 2006, justo un año después de graduarse, en “The Nativity Story” haciendo el papel de San José. Rodada en parte en Albacete, la película narra el viaje de María y José a Belén hasta el nacimiento de Jesús. La clásica historia cristiana representada por un buen cristiano, como quien dice. Ha aparecido en episodios de series como Ley y Orden, y la gran interpretación que llevó a cabo en la miniserie Show me a hero le llevó a ganar el Globo de Oro a mejor actor de miniserie o telefilme. Respecto al apartado teatral, el guatemalteco ha interpretado a Romeo en la famosísima historia de William Shakespeare: Romeo y Julieta. También actuó en otra conocida obra del autor inglés, Los hidalgos de Verona. Ambas un éxito rotundo.

En 2008 y 2009 es cuando por fin se hizo con dos papeles ambiciosos, respectivamente: en Red de mentiras, bajo el papel de Bassam y codeado con Russel Crowe y Leonardo DiCaprio y en Ágora, como Orestes bajo las órdenes de Alejandro Amenábar. A partir de ahí podemos destacar sus participaciones en películas como Robin Hood, Drive, El Legado de Bourne y por supuesto A propósito de Llewyn Davis en 2013. Dirigida por los hermanos Coen, fue nominado e incluso ganador en diversos premios cinematográficos por su espléndida interpretación como Llewyn Davis.

Tras pasar unos años ejerciendo de nuevo papeles menos llamativos, 2015 supuso el punto de inflexión definitivo en su carrera artística. En febrero de este año, con Ex Machina ejerció un buen papel en esta película que fue muy bien recibida por las críticas, aunque fue eclipsado por Alicia Vikander y Domnhall Gleeson: Ava y Caleb en el filme, los protagonistas de la misma. El papel más importante en toda su carrera estaba por llegar, pero se venía anunciando en tráilers, pósters y fotos promocionales; Oscar Isaac iba a participar en la nueva trilogía de la saga más conocida en la historia del cine: Star Wars. Creo que no es necesario entrar en detalles de la película, el exitazo fue rotundo superando los dos mil millones de dólares en beneficios. El apuesto intérprete encarnó a Poe Dameron, un habilidoso piloto de la Resistencia con mucho carisma y un buen toque de humor. El personaje gustó mucho a la audiencia en general, y con razón si me permitís opinar.

oscar isaac

Al año siguiente lo vimos en X-Men: Apocalipsis y en La Promesa. En la primera, encarnando a Apocalipsis, el villano. Isaac hizo todo lo que estaba en su mano pero los guionistas del filme mutante no supieron darle carácter ni el aspecto como para imponer verdadera maldad. La segunda no llegó a estrenarse en España, a pesar de ser grabada una buena parte en pueblos de la península Ibérica y contar con actores como Christian Bale y Jean Reno. No tuvo buenas críticas en general.

Por último, el pasado año lo vimos de nuevo como Poe Dameron en Star Wars: Los Últimos Jedi. Un filme que en definitiva dividió tanto a las críticas como a los fans, y el papel del piloto intergaláctico dejó que desear para buena parte de los espectadores, aunque estuvo durante casi toda la película en su línea de la anterior. La decepción real llegó porque según teorizaron los fans en la anterior entrega, Poe Dameron es homosexual y esperaban poder ver la primera muestra de amor abiertamente homosexual en toda la saga. En concreto, con Finn, a quien “le había echado miraditas” en El despertar de la fuerza. Habrá que esperar a la siguiente entrega para comprobar si esto es cierto o si realmente Poe es homosexual o no. Entre sus futuros proyectos precisamente quedan el episodio IX de Star Wars y Annhiliation, entre muchos otros que le irán llegando a uno de los actores más cotizados en Hollywood. El futuro se le plantea redondo al apuesto “madurito” de moda.

Así pues, desde Moobys le deseamos todo lo mejor y que la fuerza le acompañe en sus nuevas aventuras. Como plato final, os hemos preparado un Top 5 de sus mejores películas.

oscar isaac

5. Agora – Orestes (Alejandro Amenábar, 2009)

La película de producción española nos mostraba a un joven actor desconocido que sorprendió a más de uno. El villano Orestes es a quien encarna el guatemalteco en esta ocasión. Su carisma, tan arrogante, y su manera de plasmarlo, hacen que el filme entre en este top.

4. Star Wars: Episode VIII – The Last Jedi – Poe Dameron (Rian Johnson, 2017)

Su ausencia y su carácter más agresivo le han hecho perder puntos a este personaje en la octava entrega de Star Wars, aunque por momentos estuvo en la línea de la precuela como hemos comentado antes. Opiniones divididas seguramente, como ha generado la película en sí.

Star Wars

3. Ex Machina – Nathan (Alex Garland, 2014)

Un genio borrachuzo excelentemente representado por el guatemalteco. El protagonismo se lo robó Vikander, quien interpretó a Ava, pero Isaac fue sin duda uno de los aspectos más valiosos del filme de ciencia ficción.

2. Star Wars: Episode VII – The Force Awakens (J.J. Abrams, 2015)

El primer personaje que vimos en el regreso de la saga Star Wars a la gran pantalla, y uno de los más importantes a la par que talentosos de esta trilogía. Su toque de humor, su carácter entrañable al igual que su valentía lo han consagrado como un personaje muy querido para los fans de esta saga. ¡Y quién se resiste a sus miradas!

1. Inside Llewyn Davis – Llewyn Davis (Ethan Coen, Joel Coen, 2013)

Su papel más destacado, como protagonista por primera vez. Quizá muchos no conozcáis este filme, por eso os dejamos el tráiler para que le echéis un vistazo. Soberbia actuación la del sudamericano, bien premiada por cierto. Supo llevar a la realidad perfectamente la idea que tenían los Coen.

Inside Llewyn Davis

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here