BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes
BannerAtlantica BannerHeroes

Hablamos con el director sueco Björn Runge

La buena esposa (The Wife) es la última película dramática dirigida por Björn Runge y escrita por Jane Anderson, basada en la novela homónima de Meg Wollitzer. Y está protagonizada por unos buenísimos Glenn Close, Jonathan Pryce y Christian Slater. En Moobys hemos podido estar con Björn Runge para que nos cuente un poco más sobre esta brillante película.

“En la película seguimos el transcurso del viaje de un hombre a Estocolmo para recibir un Premio Nobel. Al mismo tiempo, la mujer hace un viaje a través de sus recuerdos, cuando era una mujer joven y conoce al amor de su vida”. Tal y como hemos podido ver, poco a poco, a medida que se acerca la entrega de Premios, vamos descubriendo un secreto que hay entre esa pareja que existe ya desde hace algún tiempo. Björn Runge confiesa que no leyó primero la novela sino el guion de Jane Anderson, y le pareció tan bueno que fue muy fácil decir que sí a los productores. Estos le dijeron que quería que la dirigiese él pero que ya era algo de Glenn Close decir que sí o que no al proyecto ya que ella tenía que ser la protagonista.

la buena esposa

Por otro lado, hemos querido hablar de los flashbacks puesto que son un elemento cinematográfico muy importante para el desarrollo de la película y especialmente para la trama de la mujer. “Fue difícil meterlos en la película ya que siempre es difícil hacer que dos actores compartan el mismo personaje. Además, el flashback requiere otro lenguaje cinematográfico más complicado y que hay que tener muy en cuenta.” Björn Runge afirma que no fueron fáciles de manejar y que tuvieron que moverse mucho alrededor de ellos en la fase del montaje para que pudiese funcionar todo bien.

El montaje duró 6 meses. Además, hicieron muchas pruebas con visionados con diversos públicos para ver cómo funcionaban los diferentes flashbacks. “Pudimos comprobar que, si se ponían antes o después de determinadas escenas, el público podía seguir mejor ciertas cosas de la trama. Hicieron muchas versiones, especialmente con los flashbacks y eso que quitamos 5 ó 6 de ellos. Porque son sobre una joven pareja conociéndose y tratando de crear una historia de amor y también llegan al punto de empezar a crear un secreto.” Está claro que son muy importantes para entender la historia y el momento actual de la pareja. “Fue un reto, pero uno agradable porque al final conseguimos el equilibrio adecuado.”

Además de Glenn Close y Jonathan Pryce, en la película también aparecen Max Irons y Annie Stark, hijos de Jeremy Irons y Glenn Close respectivamente. Björn Runge no sabía que Glenn Close tenía una hija actriz.Una tarde Glenn me llamó preguntando si había encontrado una buena actriz para hacer de ella de joven. Yo dije que no pero que habíamos hechos diversas pruebas y ella me dijo que tenía una hija que era actriz. Después de tres pruebas fue fácil de decir que sí a que ella hiciera el papel. Lo mismo con Irons que hace de David, hice diversas pruebas a diferentes posibles actores, pero en cuanto lo conocí en Londres sabía que era el adecuado ya que tenía esa parte suave pero también ese lado duro que hacía falta”.

 

Finalmente, La buena esposa se encargó de clausurar la pasada edición el Festival de Cine de San Sebastián. Björn Runge nos contó que esto fue todo un honor ya que era la primera proyección pública en Europa y este era un muy buen comienzo para el lanzamiento de la película aquí. “Era la tercera vez que iba a San Sebastián y es un Festival muy fácil de amar”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here