El poder del cine

Wendy, amante de Star Trek y de la escritura, escribe un guión de casi 500 hojas para presentarlo a un concurso de guiones. Con él pretende demostrar su autosuficiencia y su progreso. Bajo la supervisión de Scottie, Wendy vive en una casa de acogida con unas normas que no le satisfacen. Su pasión por escribir y por Star Trek harán que se salte esas reglas. Pero además tiene algo más en común con esta película, ella es autista y como Spock no sabe controlar sus emociones. Larga vida y prosperidad nos trae una historia de superación e ilusión.

De la mano de Ben Lewin, nos encontramos con un drama con ciertas pinceladas de comedia en alguna que otra escena. Please Stand By o, en español, Larga vida y prosperidad, una película que plasma el poder del cine como herramienta. Con este Wendy se muestra como una persona independiente que hará todo lo que esté en sus manos para entregar su guión.

Larga vida y prosperidad

Persiguiendo su sueño

A diferencia del resto de películas que hablan sobre el autismo, Larga vida y prosperidad no es una película que se centre en especial en él. Obviamente se ven las características de una persona que padece esta enfermedad pero hace énfasis en que es igual que los demás. Tiene sueños, sentimientos y como tú es fan de alguna serie, en este caso de Star Trek. El entusiasmo y el interés por algo te puede llevar incumplir las normas, como es el caso de Wendy. Ella consigue demostrar que sí puede cruzar la calle Market y es capaz de llevar su guión hasta Paramount Pictures para hacer su sueño realidad. En la película se puede ver una critica hacia las familias de las personas con autismo, en el sentido de subestimarlas y no dejarles esa libertad de cuidarse por si mismas.

A lo largo del viaje hacia Los Ángeles, donde se encuentran los estudios, junto con su fiel compañero Pete, su perro, se van produciendo una serie de acontecimientos que harán que se le complique la aventura. Sin querer hacer spoilers, Wendy lo consigue, pero no solo entregar el guión sino demostrar su independencia de la que su hermana queda sorprendida. La obsesión por ganar el concurso es lo que le hace a Wendy seguir hacia delante y conseguir su propósito de entregar el guion el 16 de febrero.

El papel de la hermana

Cuidar de una persona que en ocasiones pueda perder los papeles y no controle sus sentimientos se puede hacer demasiado grande como es el caso de Audrey, la hermana de Wendy, por su nuevo bebé. A pesar de haber pasado la vida cuidando de Wendy y protegiéndola, ahora debe proteger a su bebe, y lo protege de su hermana ya que le ve capaz de hacerle daño. Pero Wendy es una persona inofensiva, que lleva su día completamente organizado y tiene muchas ganas de conocer a su sobrina.

La poca confianza en ella es el motivo por el que decide emprender esta aventura (aparte de su obsesión) y demostrar que puede ser autosuficiente. Que tu hermana no confíe en ti y no quiera vivir contigo es algo que no le gusta a cualquiera y menos a Wendy.

Star Trek, un personaje más

Toda la trama gira en torno al objetivo de Wendy, entregar el guión realizado por ella para ganar el concurso de Star Trek. Además se pueden ver elementos propios de esta película, como algún que otro gesto o incluso hablando klingon (la lengua de la raza alien presente en Star Trek) y también se muestran imágenes del propio guión de Wendy. Nos damos cuenta con la película que muestran a su vez a muchos fans de Star Trek ¿quién lo diría? y otros tantos que no tienen ni idea de la existencia de la película. Pero no hay más que leer la traducción del título al español Larga vida y prosperidad, una frase usada por el capitán Spock.

Director: Ben Lewin.

Reparto (voces originales): Dakota Fanning,  Toni Collette,  Alice Eve,  River Alexander,  Jessica Rothe, William Stanford Davis,  Farrah Mackenzie,  Madeleine Murden,  Shawn Roe, Matty Cardarople,  Matt Corboy.

Duración: 93 minutos.

Fecha de estreno (en España): 1 de marzo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here