Lo nuevo de Albert Espinosa no te dejará indiferente

El último libro del barcelonés Albert Espinosa, Lo mejor de ir es volver, nos vuelve a dejar claro que su forma de escribir podría ser un género en sí mismo.

Amable, cercano, siempre con una historia original por contar, Albert Espinosa tiene un estilo único a la hora de escribir que hace que resulte imposible dejar de leer.

Una historia dolorosa y al mismo tiempo mágica

En Lo mejor de ir es volver, Espinosa nos sitúa en Barcelona en un futuro cercano, un 23 de abril, día de los libros y las rosas, para contarnos una historia sobre la importancia de los recuerdos, el perdón y por supuesto el amor de la mano de su protagonista, una mujer de 100 años que ha vivido mucho, y también que está preparada para olvidar el dolor que le ha producido su larga vida.

El libro, que visita también las Islas de Ischia y Menorca, plantea una decisión vital: ¿prefieres vivir teniendo razón o tranquilidad?

La vida, el tiempo, el perdón y la muerte

En apenas 200 páginas de novela, Espinosa logra rápida y fácilmente que nos sintamos como parte de una historia dolorosa, pero al mismo tiempo mágica, como todas las que salen de su pluma. Su literatura profunda y eminentemente optimista muestra en ocasiones también tintes filosóficos en una narración que, como siempre, está a caballo entre la ficción y la realidad.

Reflexiones sobre el auto descubrimiento y la autoayuda se entremezclan con una prosa sensible que aborda también cuestiones trascendentales, como el transcurso de la vida, el paso del tiempo, el perdón o la muerte.

Escrito en primera persona y con capítulos cortos, el libro alterna la perspectiva de la anciana de 100 años con la de un robot que la acompaña en su aventura. De lectura fácil y rápida, sin duda es un libro que volverá a enamorar a todas esas personas que disfrutan con la forma de escribir y de contar las cosas de este autor.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here