La historia no caerá en el olvido

La historia de los Estados Unidos está salpicada de capítulos negros. Teniendo en cuenta que EEUU es un país con menos de 250 años de historia, ha tenido una gran cantidad de momentos vergonzosos, especialmente contra su propia gente. Parece que el país se cimentó sobre un racismo que a día de hoy le está costando superar.

The Terror: Infamy pone el foco sobre un terrible episodio ocurrido hace menos de 70 años y que a pesar de ello, muchos estadounidenses son incapaces de creer que ocurrió. Por suerte, personas como George Takei y su familia no dejarán que la historia caiga en el olvido.

La serie se ha estrenado en AMC España el pasado 18 de Noviembre y aunque comparte nombre con la anterior temporada, son historias diferentes. Ambas comparten un nexo común: escogen una historia real inverosímil y la completan incluyendo toques de terror sobrenatural. La principal diferencia es que lo verdaderamente aterrador de esta segunda temporada es el hecho real que acaeció después del ataque japonés a Pearl Harbour.

La serie nos sitúa en un campo de concentración japonés en EEUU, durante la Segunda Guerra Mundial. Una misteriosa criatura está hostigando a los habitantes del campo, provocando misteriosas desapariciones y muertes. En ese lugar, algo oscuro ha venido desde Japón y sus víctimas no pueden defenderse, huir de allí o pedir ayuda a nadie.

Eiji Inoue as Hideo, George Takei as Nobuhiro Yamato, Shingo Usama as Henry Nakayama- The Terror _ Season 2 – Photo Credit: Ed Araquel/AMC

George Takei y el auténtico horror de la historia

Durante la pasada San Diego Comic Con pudimos asistir a la rueda de prensa de presentación de The Terror: Infamy. Asistieron sus creadores Max Borenstein y Alexander Woo además del reparto americano-japonés compuesto por Derek Mio, Kiki Sukezane, Cristina Rodlo, Shingo Usami, Naoko Mori, Miki Ishikawa pero todas las miradas y preguntas se dirigieron al invitado de honor, George Takei.

George Takei es posiblemente de las personas más veteranas en la SDCC, especialmente gracias a su papel de Sulu en Star Trek, pero además es un comprometido activista. Es un luchador por los derechos de las personas LGTBI y abiertamente opositor de Trump, destacando que en su niñez, él mismo fue recluido en un campo de concentración japonés.

Las preguntas de la prensa rebotaban y volvían una y otra vez a George Takei sobre la cuestión de los campos de concentración. Takei, con tranquilidad y pericia de cuentacuentos relató lo terrible y ridículo de la decisión del presidente Roosevelt.

Después de Pearl Harbour, todos los ciudadanos de ascendencia japonesa (los padres de George Takei eran nacidos en California y San Francisco, por ejemplo) fueron considerados sospechosos, así que voluntariamente fueron privados de derechos y recluidos. Cuando la guerra se recrudeció, todo hombre o joven mayor de 17 años fue obligado a alistarse en el servicio militar.

Los padres de Takei fueron separados de su familia e internados en un campo de máxima seguridad sólo por negarse a responder a una pregunta trampa en la que se declararían implícitamente traidores a la patria y agentes japoneses.

Una historia que merece ser contada

George Takei nos contó sus recuerdos cuando él tenía 5 años. Hambrunas, frío y sobre todo, mucho miedo. Cuando el actor hablaba, todos los periodistas sólo podíamos sorprendernos y escuchar.

El resto de actores, como Derek Mio solo supieron alabar el esfuerzo del actor por mantener esa parte oscura de historia viva y corroboró muchas de esas historias con lo que les contaron sus abuelos.

El showrunner Alexander Woo destacó el gran trabajo de documentación y respeto que han tenido en The Terror: Infamy. Es consciente que la parte «real» de la historia de la temporada ya es suficientemente terrorífica pero han incluido elementos sobrenaturales típicamente japoneses, como los bakemono.

Además, la serie bebe muchos otros elementos mitológicos del folklore japonés pero también se utilizan muchas estructuras y estilos visuales del cine terror de ese país para sumergirnos aún más.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here