La ley BR: Battle Royale

Hoy retrocedemos un poco en el tiempo para recordar una película de culto que vio la luz en el año 2000. Una película japonesa, dirigida por Kinji Fukasaku y que está disponible en el catálogo de FilminBattle Royale. Se trata de un filme sobre supervivencia, sobre 42 alumnos y compañeros de clase, que se verán obligados a convertirse en mortales enemigos. ¿Y por qué? porque la ley BR así lo requiere, una ley que actúa sobre la juventud, para recordarle que ha de tener respeto a sus mayores. Un recordatorio bastante hardcore.

battle royale

Como precursora de The Hunger Games, hay muchas -muchísimas- cosas que ambas obras tienen en común. En Battle Royale, el lugar elegido para la matanza es una isla, un espacio en que el que los estudiantes se moverán y ocultarán para aliarse o enfrentarse entre ellos. Cada uno tiene una mochila dada al azar, por orden de lista, y son soltados en medio de la isla. Van saliendo por orden en el mismo sitio, no como en The Hunger Games que comenzaban todos a la vez. Aquí un estudiante listo podría haberse afincado cerca de la entrada y acabar el juego rapidito. Pero no hay muchos estudiantes listos en esta película.

Bueno, continuemos. Las mochilas que les son dadas contienen agua, algo de comida, y algún arma, mejor o peor según cada caso, desde la tapadera que le toca a nuestro protagonista principal, Shuya, hasta un arco, pistolas, o cuchillos. Los peces gordos que controlan el juego les mandan indicaciones, cada pocas horas, de las zonas que serán peligrosas, de las que deberán alejarse si quieren seguir con vida, así como de las muertes de los estudiantes que ya no juegan a este macabro juego, igual que harían luego los vigilantes de The Hunger Games. Estos estudiantes tienen tres días para matarse entre ellos hasta que solo quede uno con vida. Si no logran el objetivo, al tercer día explotarán los collares de los supervivientes que queden, matándoles a todos. Aquí no hay truquito de bayas que pueda funcionar.

battle royale

Para más inri, dos de los estudiantes presas del juego son mayores que los demás, puestos ahí para aumentar la «diversión» y velocidad de las matanzas. Dos chicos nuevos que tendrán gran importancia y participación en el relato, para bien o para mal. En Battle Royale hay un poco de todo: está el trío protagonista que busca la forma de escapar de la isla sin ocasionar muertes innecesarias (Shuya, Noriko y Kawada), el solitario que prefiere ir por su cuenta (Hiroki), algunos que intentarán destruir el sistema y romper las reglas del juego, otros que forman alianzas un tanto inestables, y los que van a por todas, matando a quienes se crucen en su camino, como es el caso de Mitsuko o Kiriyama.

«La vida es un juego», una frase que se dice en la película -que recuerda un poco a Saw-, y que defiende que, según los peces gordos, tienes que luchar por merecer vivir. En este castigo hacia la juventud, con una premisa un tanto extrema, se convierte a unos compañeros y amigos en un experimento que cuestiona y sobrepasa los límites de la moral y la ética.

battle royale chigusa

Es cierto que en la película hay ciertas incongruencias, y muchas situaciones en las que un estudiante, a las puertas de la muerte, se pone a hablar sobre trivialidades como si no se estuviese desangrando o tuviese las tripas fuera. Además, hay varios flashbacks repentinos que no aportan mucho y te cortan la verdadera trama un poco de golpe.

Hay estudiantes que parecen no pensar demasiado -o nada- y que gritan o hacen cosas sin razón para dar, según parece, una oportunidad para que los descubran, cosa que siempre acaba por ocurrir, claro está. Hay deducciones un poco inconsistentes, como la chica que descubre que otra era una asesina porque esta tenía la regla -se explica mejor en la película pero, de todos modos, what the hell-, o el informático que se pasa toda la película tratando de hackear el sistema sin que nadie le moleste y sin que los «vigilantes» sospechen nada. Ni que ellos controlasen el juego, ¿no? Y bueno, la presencia de Kitano en medio de la isla, de repente, para ayudar a Noriko, y su comportamiento general a lo largo de la película, es cuanto menos destacable. Todo muy weird.

battle royale

Pero, dejando atrás las exageraciones, situaciones inverosímiles y demás aspectos llamativos, lo cierto es que Battle Royale es una película cuanto menos entretenida, diferente, con tensión, y que te mantiene durante todo el visionado muy atento a lo que pasa, llevando la cuenta de cuántos estudiantes quedan, dónde está cada uno, y esperando esa tan ansiada conclusión final. Recomendada queda.

Dirección: Kinji Fukasaku.

Reparto: Takeshi Kitano, Aki Maeda, Tatsuya Fujiwara, Chiaki Kuriyama, Taro Yamamoto, Sousuke Takaoka, Takashi Tsukamoto, Yukihiro Kotani, Eri Ishikawa, Ai Maeda, Sayaka Kamiya, Aki Inoue, Minami, Takayo Mimura, Masanobu Ando, Kou Shibasaki, etc.

Guion: Kenta Fukasaku.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here