Con Dune ya a la vista, hacemos un repaso de los trabajos más importantes en la carrera del director

Denis Villeneuve es sin duda un director que ha ido dejando huella en el cine en la última década. Creciendo desde proyectos muy pequeños hasta llegando a realizar grandes superproducciones en Hollywood.

El director ya ha terminado el que será su próximo proyecto, la nueva adaptación de Dune. En esta película contaremos con un reparto plagado de estrellas, como Javier Bardem, Zendaya, Oscar Isaac, Rebecca Ferguson o Timothée Chalamet. Sin embargo, Dune no llegará a nuestros cines hasta finales de este año, si nada cambia, y aquí en Moobys traemos un ranking de sus cinco mejores películas, todas ellas recomendables.

5. Enemy

Dura decisión para el quinto puesto de este ranking, ya que se trataba de elegir entre esta o Sicario, una película que no se queda atrás en cuanto a la forma de contar la historia. Sin embargo, Enemy, película del 2013 protagonizada por Jake Gyllenhaal, va evolucionando hasta convertir la historia en una pesadilla para el protagonista.

Adaptación de la novela de José Saramago, muestra la figura del doble de una forma que pocas veces habíamos visto antes. El protagonista debe aceptar este hecho e intentar seguir adelante con su vida. Sin embargo, el director deja en el aire la idea de que todo pueda ser un desorden de líneas temporales con un único protagonista, como un cubo de rubik. Sin duda una obra que merece la pena y que cada uno puede entender de una manera distinta.

4. Blade Runner 2049

No era tarea fácil llevar a cabo una secuela de la mítica Blade Runner de Ridley Scott de 1982. Una película que marcó el género de ciencia ficción, compleja, agobiante, y bonita al mismo tiempo. Sin embargo, Villeneuve recibió un gran apoyo de cara a esta secuela, tras empezar a consagrarse como un gran director con trabajos anteriores. Contando con un reparto con Ryan Gosling, Harrison Ford, Ana de Armas y Jared Leto, el director no decepcionó. Si bien es cierto que esta secuela es imperfecta, nos deja ciertos rasgos brillantes, sobre todo en el apartado de fotografía y en la banda sonora.

Blade Runner 2049 ha sido el último trabajo del director hasta el momento, y como vemos, los retos cada vez parecen más grandes, pero la confianza en él también es mayor.

3. Prisioneros

Prisioneros es una película que podría estar fácil entre las dos mejores, pero se queda un poco por detrás. Sin duda uno de los mejores thrillers policíacos de la última década, agobiante y llevando al extremo al espectador mientras juega con él. Te va cambiando el objetivo hasta mostrarte al enemigo real. Imprevisible, y con un reparto y una fotografía que una vez más están muy por encima de la media.

Volvemos a encontrarnos con Jake Gyllenhaal, quien interpreta a un detective con sus propios demonios interiores, mientras que Hugh Jackman es el padre de la víctima. Villeneuve nos muestra dos personajes misteriosos, con los que cuesta empatizar en muchos momentos, pero con los que es imposible no hacerlo en ciertos tramos de la película. Especialmente con Dover, el personaje interpretado con Jackman, quien baila sobre la línea del bien y del mal casi durante toda la película.

El final de la cinta es sin duda uno de los puntos más fuertes, pero para finales, el de la siguiente.

2. Incendies

La película que puso a Villeneuve en el mapa de Hollywood y con la que comenzó a hacerse un nombre. Incendies, a pesar de su ritmo lento (lo que no deja de ser algo característico en las películas de este director) te obliga a estar pegado a la historia en todo momento. Retrata la guerra de una forma grotesca y violenta, lo que realmente es, y muestra todo lo que es capaz de hacer sin necesidad de recurrir a la violencia visual. Sabe como dibujar el odio y el drama que esta supone a través de dos líneas temporales que nos van conduciendo hasta un final que te deja marcado.

A pesar de lo dura que es en todo momento, la película nos transmite un mensaje positivo, y es aquí donde destaca la habilidad del director. Villeneuve sabe cómo, mientras tu cabeza encaja todas las piezas, enviarte un mensaje de paz, de que todo ha terminado ya, aunque por desgracia, en ocasiones no sea así. Sin duda una película bastante infravalorada en la que se muestra todo el potencial de este director.

1. La llegada

«Siempre se teme lo que no se comprende». En el número uno de este top nos encontramos La llegada, una película con la que rozó el Oscar, pero que finalmente consiguió Moonlight.

La película nos muestra cómo, a pesar de presentarnos un escenario de ciencia ficción, con alienígenas en la tierra, la historia real no tiene nada que ver con eso. Una vez más juega con las líneas temporales, pero no te deja darte cuenta hasta el final. Es una película tierna, y dura al mismo tiempo, consigue enviarte en los minutos finales un aluvión de emociones que no esperabas durante el desarrollo de la misma.

¿Debió haber tenido un mayor reconocimiento Amy Adams por este papel? Posiblemente, pero no estamos aquí para entrar en debates. Lo cierto es que su papel es impresionante, nos va enseñando el camino a través de un lenguaje que ella misma intenta comprender. Sin duda una película que nos muestra el gran potencial de un director que, con la suficiente confianza, puede hacer cosas muy grandes. Habrá que esperar hasta diciembre para Dune.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here